CORAZÓN DE TINTA

Director: Lain Softley
Calidad Técnica: Buena
Duración: 106 m.
Aspectos a destacar: - - - -

          Mo Flockart no sabe que es un pico de oro, alguien que puede hacer que las historias se conviertan en realidad al leerlas en voz alta. Lo descubre trágicamente al leer Corazón de tinta. Los personajes de la novela salen al mundo real y, a cambio, su esposa desaparece. El arranque de la cinta es ejemplar pues logra introducirnos de inmediato en una atmósfera mágica. Hay coches y carreteras, pero también mercadillos de aire medieval y parajes renacentistas. Esa atemporalidad se subraya con una lograda fotografía dorada y barroca. Quizá, por eso, es inevitable cierto desencanto en el desarrollo de la aventura, demasiado convencional y repetitiva: secuestro, fuga, secuestro y fuga. El muy conocido reparto se muestra irregular. No todos están cómodos en su papel: Paul Bettany muy acertado, Brendan Fraser adecuado (es lo que mejor sabe hacer), Andy Serkis flojito, Helen Mirren extraña... El conjunto es irregular, con algunos aciertos, pero debería haber dado más de sí. A la novela ya le pasaba eso.

Información ofrecida por Ateleus

 

Twitter